Ángel Alemán

8 minutos de lectura

Hoy nos encontramos una lucha constante por cazar la imagen más sórdida y grotesca con la que lanzar la red a los posibles lectores para, una vez conseguido la atención, inundar el artículo de anuncios con los que sacar redito.