2021: llamada a los socios

Enrique Riquelme durante una reunión

 

Los comicios acaecidos en Can Barça este mes de marzo parece que no serán los únicos que tengan lugar en un grande de Primera División este año. El Real Madrid llamará a las urnas en verano, o eso parecen indicar las intenciones de algunos candidatos.

Tras quince años sin signos de democracia en el equipo de Chamartín, Enrique Riquelme (presidente de COX Energy) ha mostrado sus aspiraciones de pugnar con Florentino Pérez de cara al principal mandato de la entidad madrileña. Enrique, de 32 años, es un joven empresario de éxito en el ámbito de las energías renovables. Comenzó su dedicación a la profesión en proyectos familiares del sector inmobiliario y de la construcción.

Debido a la gran influencia dentro de su trabajo, Riquelme ha logrado establecer el valor de su empresa en 300 millones de euros. Esta cantidad le permite cumplir el requisito económico exigido para presentarse a las elecciones. Y es que el Real Madrid solicita que los candidatos reúnan un 15% del presupuesto del club (en torno a 100 millones de euros). Por otro lado, la antigüedad de 20 años como socio resulta fundamental para convertirse en el mandamás blanco.

En una entrevista concedida a El Confidencial, se mostraba ambicioso y con ganas de dar un soplo de aire fresco al Real Madrid. “Ahora mismo, o el club toma una dirección diferente y profesionaliza al máximo la gestión, convirtiéndose realmente en un club global, o habrá problemas”.

 

¿El retorno de Boluda?

No obstante, parece que Enrique Riquelme no estará solo. El que fuera presidente del Real Madrid entre enero y mayo de 2009, Vicente Boluda, se ha posicionado también como un posible rival de Florentino Pérez. El empresario naviero plasmó sus intenciones en una cena de la Asociación de Empresarios Valencianos.

 

Los fichajes, en vilo

En caso de producirse la llamada a las urnas, el Madrid deberá aguardar para realizar incorporaciones. Esto se debe a que en junio tendría lugar el acto democrático, lo que obligaría a los “merengues” a esperar unos resultados. Una vez el futuro presidente se asentara en el cargo, los fichajes podrían comenzar a llegar. Casos como Haaland o Mbappé no tendrán resolución hasta pasada la Eurocopa.