Italia gana la Eurocopa ante una decepcionante Inglaterra

Italia celebra la Euro 2020 | Fuente: Twitter @azzurri
Italia es la nueva campeona de la Eurocopa tras superar a Inglaterra en los penaltis. Sin duda, este torneo será recordado por las prórrogas y sus tandas de penaltis.

“It’s coming Rome”. Con esta frase celebró la selección italiana en Twitter su victoria sobre Inglaterra en la final de la Eurocopa 2020. Esta edición será recordada por la pandemia, por disputarse en distintas ciudades por toda Europa y por la cantidad de prórrogas necesarias para dirimir los vencedores. Incluso en la final, la cita con el punto fatídico fue necesaria para coronar a Italia como la nueva campeona de Europa.

La selección azzurra llevaba varios años sin estar al mejor nivel y exigía reformas a nivel interno. Durante esta Eurocopa, el equipo se ha mostrado con otra identidad, capaz de jugar a un buen fútbol, con buen trato de balón que tan solo perdió en el partido contra España. Con cada partido, Italia parecía más fuerte y, de nuevo, en lo más alto del fútbol europeo. En cambio, el paso de Inglaterra por el campeonato ha dejado sus luces y sus sombras, con partidos donde el rival nunca tuvo opción y otros donde el equipo apenas tenía presencia.

No obstante, la final no podía pintar mejor para los ingleses. En Wembley, en casa y con el respaldo de toda su gente. De manera temprana, Shaw batió a Donnarumma e Inglaterra sobrepasaba con facilidad la defensa italiana. Dicha superioridad solo duró durante la primera parte. Tras el descanso, Italia se sacudió el dominio inglés y comenzó a superarles en todas las facetas del encuentro. Al final del tiempo reglamentario y la prórroga, el empate todavía imperaba, quedando los penaltis para resolverlo todo. Italia, una vez, como ya hiciese contra España, encontró de nuevo la fortuna de alzarse victoriosa para alcanzar el título.

España mira hacia el futuro

A pesar de sucumbir en semifinales, una palabra define el recorrido de la selección española: orgullo. Un equipo que siempre generó dudas desde que se publicó la lista de convocados, ha demostrado una cohesión interna y un ambiente muy positivo. Es posible que para ello haya influido el desarrollo de la competición y lo complicado que parecía superar la fase de grupos. No obstante, la Roja siempre demostró que contaba con la capacidad de sobreponerse. Lo demostró contra Croacia en la prórroga, contra Suiza en los penaltis y a punto estuvo contra Italia. Un equipo joven, con muchísimo talento y que nunca se da por vencido, ese es el futuro de la selección española de fútbol de cara a próximas citas. Entre ellas, la más cercana será en los Juegos Olímpicos de Tokio.