No ha sido el evento deportivo más comentado del pasado fin de semana. De hecho, quizás muchos aficionados al deporte ni siquiera lo hayan tenido en su agenda, ya que apenas le han guardado hueco en los informativos. Pero entre el jueves y el domingo se disputó en Madrid el Máster Final de pádel, que puso fin a la temporada 2018 de World Padel Tour. Y nosotros sí lo traemos a las portadas, sobre todo porque este torneo nos deja un dato que no podemos eludir: el pádel ha logrado reunir a 7.500 espectadores tanto en las semifinales del sábado como en las finales del domingo, llenando la pista central del Madrid Arena. El pádel ha llegado para quedarse.

ÉXITO DE PÚBLICO

Dentro de unas líneas contaremos qué es el Máster Final y haremos una crónica de la edición de 2018. Pero, más allá de lo deportivo, quiero destacar precisamente la imagen que queda en la retina si se revisan los highlights de cualquier partido del campeonato: las gradas llenas, hasta alcanzar los 7.500 espectadores. Hombres, mujeres, padres, madres e hijos… Aficionados al pádel de todas las edades. Son datos de asistencia que confirman el auge del pádel en España. Un deporte que está de moda.

La respuesta ha sido abrumadora, hasta alcanzar el récord de público viendo en directo un partido de pádel profesional. Según señalaba World Padel Tour antes del torneo, con superar los 6.000 espectadores se batiría el anterior récord establecido en la edición de 2017. Como puede verse, las expectativas se han superado con creces. Además, conviene señalar que este torneo es solo la punta del iceberg. Si repasamos la masiva asistencia también a los demás Open de la temporada, constataremos que el pádel empieza a desprenderse de la etiqueta de deporte minoritario.

Fuente: www.worldpadeltour.com

HISTORIA DEL PÁDEL

Aprovechemos el discurso para hacer un repaso por la historia del pádel. Aunque hay diferentes versiones sobre sus orígenes, la Federación Internacional de Pádel se adhiere a la de que este deporte nació en México en 1962, de la mano de Enrique Corcuera, que partió de un muro de su finca de Acapulco donde jugaba al frontón, para crear la que sería la primera pista de pádel, añadiéndole una red, un muro en la parte opuesta y cerrando también los laterales con paredes de menor altura. Tras la visita a Corcuera en México del Príncipe Alfonso de Hohenlohe, el pádel se introduciría en España, en particular en la Costa del Sol. Y poco después, Julio Menditengui, lo exportaría también a Argentina.

Vemos que es un deporte joven, con pocas décadas de historia, y en el que tienen un papel destacado España y Argentina. Y sigue en la actualidad. Si revisamos el ranking del circuito profesional veremos entre el TOP 16 masculino y femenino 22 banderas españolas, 9 argentinas y 1 brasileña. También se está extendiendo en otros países europeos, como Alemania, Francia, Portugal o el norte de Europa, y en países de Sudamérica. Sin embargo, el pádel sigue siendo un desconocido fuera de estos dos continentes.

A este respecto, me pareció interesante el planteamiento del narrador y los comentaristas de Gol TV en la primera semifinal femenina. Comentaban que si países en los que no existe tradición ven las imágenes de estadios llenos viendo partidos de pádel, se plantearían la introducción de este deporte. Mencionaron incluso clubes argentinos con pistas de pádel distribuidas en diferentes pisos. Pensemos ahora en China, donde todavía apenas se practica este deporte. Un gigante que si ve un modelo que le gusta, lo copia y se convierte en potencia mundial de tal disciplina… ¿Y si se exporta el pádel a países todavía sin conquistar? ¿Será el nuevo bádminton? Desde luego, puede ser un punto de inflexión que transforme la historia del pádel.

EL FENÓMENO PÁDEL EN ESPAÑA

Futuribles aparte, dentro de nuestras fronteras el fenómeno pádel ya se ha desencadenado. Hace un tiempo tenía etiquetas como la de ser un deporte para pijos, o “el tenis de los abuelos”… Y es cierto que la condición física necesaria es mucho menos exigente que para practicar tenis, pero ello no impide que las estrellas mundiales del pádel lleven una preparación física exigente. Y yo, que soy un novato en esto del pádel, garantizo que acabo con agujetas después de cada entrenamiento y partido.

En cualquier caso, el hecho de que sea un deporte accesible a todos los públicos no debe ser una crítica. Más bien al contrario. Es una de las grandes ventajas que tiene respecto a su hermano mayor, el tenis, pues el mercado objetivo al que puede acceder es mucho más amplio. Cuidado porque quizás acabemos cambiando la raqueta por una pala de pádel. Muchas marcas ya han incorporado productos de pádel a su stock, incluso han surgido nuevas marcas dedicadas en exclusiva a este deporte. A esto tenemos que sumar la pata de la comunicación: algunos medios están apostando por su difusión (prácticamente todos los partidos del WPT se pueden ver en streaming, y los más destacados en Gol TV)… Todos ellos son factores que nos permiten decir: Bienvenido a España, Míster Pádel.

Fuente: www.padelbarcelona.es

MÁSTER FINAL WORLD PADEL TOUR

Pero retomemos el evento con el que comenzábamos este artículo. ¿Qué es el Máster Final? World Padel Tour, el circuito mundial de pádel profesional, organiza este último torneo para cerrar el telón de la temporada y coronar a las parejas maestras del pádel. En este evento se citan los mejores jugadores y jugadoras del pádel mundial. Y es que es muy caro conseguir un billete, ya que solamente participan los 16 mejores jugadores y jugadoras del ranking WPT.

¿Y su formato? Hasta 2016 había una fase de grupos previa. Sin embargo, desde la edición de 2017, WPT decidió transformar el Máster a un formato del K.O. Ya no hay liguillas sino enfrentamientos directos desde el principio: en cuartos de final (jueves y viernes) y semifinales (sábado), hasta alcanzar la final (domingo). La emoción es máxima, ya que cada partido puede ser el último.

CRÓNICA MÁSTER FINAL 2018

En la edición de 2018, las finales fueron las soñadas:

En el cuadro femenino se enfrentaron las dos primeras parejas del circuito: la número 1, formada por las gemelas zaragozanas Majo y Mapi Sánchez Alayeto, frente a la pareja número 2, de la madrileña Alejandra Salazar y la canaria Marta Marrero. Probablemente las dos parejas favoritas desde un principio, unas por ser las primeras del ránking y las otras por estar en el mejor momento de forma del circuito.

Tras un comienzo de primer set muy igualado, Salazar y Marrero hicieron valer su pico de forma espectacular, y se anotaron la primera manga por 6-3. En la reanudación aprovecharon esa inercia para llevarse también el segundo set por 6-2. Se coronaron así, de nuevo, maestras del pádel mundial, precisamente frente a las gemelas Sánchez Alayeto, que les habían arrebatado la corona dos años atrás.

Fuente: www.worldpadeltour.com

En el cuadro masculino, también se ganó su plaza en la final la pareja número 1 del ránking, formada por los argentinos Maxi Sánchez y Sanyo Gutiérrez. Los dos que, de largo, más puntos habían conseguido a lo largo del año. Y, además, cada uno de ellos tenía ya en sus vitrinas tres títulos de maestro (juntos en 2013 y 2014 y por separado en 2015 y 2016). Favoritísimos, ¿no? Frente a ellos, el brasileño Pablo Lima (número 3), que volvía a competir junto a un Fernando Belasteguín (Argentina) que regresaba tras cuatro meses fuera de las pistas, debido a una lesión de codo en el Open de Mijas. Volvía a unirse así una pareja que ya se había coronado campeona en 2017. Imposible reunir más talento en una pista de pádel.

Con todos esos ingredientes en la coctelera, el resultado fue una auténtica locura de partido. Especialmente un primer set en el que comenzaron arrollando Sánchez y Gutiérrez con un 5-1. Sin embargo, Lima y Belasteguín lograron levantar el marcador hasta el 5-5 y vencieron finalmente en un tie-break para el recuerdo. A pesar de la remontada, no decayeron Sánchez y Gutiérrez, que comenzaron con un break en el segundo set. Sin embargo, tras igualar Lima y Belasteguín en el sexto juego, ya no hubo partido y, tras tres puntos consecutivos, cerraron con un 6-3. Los dos revalidaban así su título de maestros, pudiéndose ver a un Belasteguín muy emocionado por su vuelta contrarreloj a la competición.

Fuente: www.worldpadeltour.com

Emoción desatada en una pista central que este fin de semana rendía homenaje al pádel. Las puertas están abiertas. Quedáis invitados a subir al carro del deporte de moda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *