Literatura

4 minutos de lectura

El escritor es un creador comprometido con su texto, las palabras no son solo signos, sino significados. Y aunque el propio poeta puede que solo esté pensando en la dualidad de la palabra y no llegue a plantearse la posibilidad de la multiplicidad de significado, el lector puede denotarle infinitos

3 minutos de lectura

Sobre este concepto reduccionista que fracciona el mundo entre “buenos” y “malos”, la ficción ha construido a uno de sus personajes prototípicos: el antagonista, un ser siempre trágico cuya mezquindad puede ser visible o hallarse soterrada, pero que nunca siente remordimientos por unas acciones que no entiende como punibles.

3 minutos de lectura

Frente a la preceptiva lingüística, fundamental para la automatización de los idiomas y la consecución de su principal cometido -la comunicación–, la literatura logra sus deseos a pesar de las propias palabras, porque apela a lo inaudito.